¿Puedes recordar una época en tu vida en la que sentiste que necesitabas un profundo cambio? ¿Recuerdas qué fue lo que te permitió avanzar, resurgir y seguir adelante? Quizá fue la asistencia a uno de nuestros retiros espirituales la que te proporcionó esa salida.

El pasado fin de semana celebramos uno de los retiros espirituales más sanadores que tenemos durante el año: «Camino a la transformación». Fue una oportunidad única para cada persona que compartió con nosotros el espacio sagrado de dicha ceremonia.

Nuestro retiro espiritual del mes de abril se celebró durante los días 19, 20 y 21, a finales de la Semana Santa, celebración de la liturgia cristiana de la Pasión, Muerte y Resurrección de un maestro tan importante como fue Jesús de Nazaret. No es casualidad, ya que nosotros entramos en una simbiosis similar, reconociendo nuestro calvario y nuestra muerte como principio de transformación. Ahí entra un proceso de resurgimiento natural que tiene que ver con el Chamanismo, y en el cual, a la manera del Ave Fénix mitológica, resurgimos de nuestras propias cenizas.

Información retiros

No sería oportuno obviar que, los días del retiro, preceden a una efeméride importante como es el día de Sant Jordi, el 23 de abril, dónde celebramos la leyenda áurea del caballero que se enfrenta al dragón para impedir la inmolación de la princesa, que se entrega por voluntad propia a la bestia, con el fin salvar a su pueblo. Sant Jordi atravesó con su lanza al saurio para contemplar como la sangre derramada se transformaba en rosas rojas al instante.  Nuestro trabajo espiritual consiste en encarar ese proceso de sacar de lo más oscuro nuestra parte más luminosa y contemplar ese amor que nos habita, fortalecido en el proceso, cómo en es definitiva el símbolo universal de la Rosa Roja. Nadie conoce las respuestas directamente sin enfrentarse a sus miedos o a los demonios que lo habitan. Como podéis intuir los relatos y leyendas de todas y cada una de las civilizaciones contienen los mayores tesoros, secretos y respuestas de la vida. El mito de Sant Jordi en sus diferentes versiones está repleto de símbolos y enseñanzas, pero lo que nos interesa a nosotros es la energía con la que nos conectamos en este camino a la transformación.

En este retiro espiritual nos fusionamos con la energía interna de la Tierra que, año tras año, cumple sus ciclos. Obviamente, dentro la trilogía sagrada que integra tierra, persona y cielo, esos tres mundos chamánicos a los cuales brindamos todos nuestros retiros espirituales, no olvidamos la esencia secreta que habita en cada efeméride temporal. ¿Qué nos ofrece esta historia hoy, en el siglo XXI? ¿Qué energía oculta trataremos de revelar durante nuestro encuentro sagrado? ¿Qué oportunidades nos ofrecen los retiros espirituales?

Recorremos nuestro camino, transitamos la senda, reconocemos aquello que teníamos que aprender. Primero, diluimos todas las angustias, todas las tristezas, toda la rabia, todo aquello que tiene que ver con mi sombra para llevarlo a la luz. Pero antes, he de reconocer y responsabilizarme de aquello que ocurrió y aprender de todo ello. Una vez he aprendido, lo que va a suceder o donde debo de entrar es en un espacio de integración, donde  visualizar colateralmente todos aquellos frentes que tienen que ver conmigo y que se reflejan en el exterior. Y, posteriormente,  después de integrar, tengo que trascender todo ello, elevarlo para diluirlo y hacerme uno con el cosmos, con las estrellas, con la tierra y fusionarme, de esta manera, a esta creación tan hermosa que es el Universo.

Camino a la transformación ha resultado ser una experiencia de cambio profundo,un alivio que puede proporcionar un camino recto, pero abierto a infinitas posibilidades, dónde tu eres el chamán y el maestro de tu propio destino. 

 

Pin It on Pinterest