Maravilloso fin de semana, con nuevas amistades, anécdotas, sanaciones y como diría el Taita Guillermo Queta “aquí tomando remedio, la gente esta bien contenta”

Mi profunda gratitud a todas las personas que han hecho posible el gran milagro en la clásica celebración del solsticio de verano 2016. ¡Qué curaciones y sanaciones tan profundas! ¡Valientes!. Os admiro y amo a cada de vosotros, a las bellas almas que compartimos esos días tan intensos. Familias que han volado más de 12.000 km para estar con nosotros y recibir las bendiciones de los sagrados Remedios. No hay palabras, solo respeto ante el compromiso del ser esencial,  de aquel que sabe y va allá donde debe estar para trascender lo duro y poder impregnarse del bienestar espiritual.

Tantos seres han ayudado a poder trascender… Gracias a mi maravillosas asistentes y nenas, tan bellas, Alba Salmerón y Raquel González. A Ape por su remedio kambo y dar esa oportunidad de curación a aquellos que se aplicaron la sanación de la rana. A Javier por tu mágica vibración con tus armónicos y sonidos del alma. A mi querido hijo Fabián, por su música y cantos de consciencia y medicina. A mi compañero José, por hacerme pasar unos días tan especiales llenos de aprendizaje. A todos los presentes; Emma, José Antonio, Trudy, Kathia, Martha, Telma, Cecilia, Ángel, Fernando, Rocío, Armando, Juana, Sandra, Milly y su mami, Juan y su hermana, Lucia, Cristina, Jaume, Juan Jesús, Nieves, Iona, Luis Miguel, Susana, Salva, Mima, Leni, Paz, Jesús, Loli, Mayte, Flamenquito, David Iphone, Carmen y… aquellos que estuvieron y aquellos que vendrán.

Gracias por todo. Bendiciones.

Ana Hatun Sonqo

[metaslider id=50950]

Pin It on Pinterest